El Gran Canaria busca en Murcia una victoria que aumente su colchón

En la mañana del pasado viernes partió la expedición del Gran Canaria Fútbol Sala rumbo a tierras peninsulares para medirse este sábado a partir de las 17:30 (hora canaria) ante el Jumilla. El conjunto entrenado por Suso Méndez recupera a dos hombres importantes como son Pablo Salado y Ángel Bingyoba para medirse a uno de los rivales directos por la permanencia.

Tras las buenas sensaciones del último mes en el que los amarillos consiguieron victorias ante equipos importantes como Jaén, Peñiscola o Cartagena esperan conquistar este fin de semana tres puntos que les acerquen más al objetivo de la salvación.

Suso Méndez afirmaba ayer que “estamos bien y es nuestra mentalidad seguir disfrutando los frutos de este trabajo. Saldremos como si fuera una final. No tenemos presión por ganar, queda mucha liga, pero tampoco tenemos dudas en cuento a nuestro juego, lo que nos da la posibilidad de encarar los partidos con positividad”.

Tras su vuelta a la convocatoria, Pablo Salado comentó que “me siento bien y muy contento de poder volver a jugar con mis compañeros. Espero estar al 100% tras entrenar esta última semana con el grupo. Será un partido muy difícil, pero lo daremos todo para traernos los tres puntos a la Isla”.

Imagen: Prensa © Gran Canaria Fútbol Sala