Gran Canaria se conforma con un polémico reparto de puntos frente al Noia FS

Partido “loco” el que disputaron ambos equipos y que acabó en reparto de puntos (5-5), después de que el Noia Portus Apostoli empatara el partido con una mano rigurosa y muy protestada, a falta de 4 segundos para el final de la contienda.

Pero es que antes, el equipo grancanario fue capaz de hacer la hombrada de marcar cuatro goles de manera consecutiva en sólo 8 minutos para voltear un 4 a 1 en contra con Juanillo como gran protagonista de la remontada. El preámbulo del encuentro dejó el gol de Iván Beltrán en el minuto 5 tras un error garrafal en la circulación del balón. La sangría no acabó ahí, porque tres más tarde fue Sergio Quiles el que engordó la ventaja con otro gol evitable (2-0).

Tocaba reacción y el equipo grancanario no tardó mucho en llevarla a la práctica, después de un tiempo muerto de Suso Méndez y una gran intervención de Agus para abortar el tercero. Juanillo la enganchaba tras un saque de esquina para recortar la desventaja (2-1 m.13). Con el Gran Canaria desatado, Mehdi y Juanillo rozaron el empate en sendas ocasiones, pero fue el equipo gallego el que alargó la ventaja con un tanto de Juan Puertas que no hacía justicia a lo que se estaba viendo en la cancha (3-1).

En la reanudación todo cambió, si bien fue el Noia el que parecía que sentenciaba el partido con un gol de Christian para elevar el marcador hasta un peligroso 4 a 1La impresionante remontada se inició con un asedio del equipo de Suso Méndez jugando de cinco y una gran oportunidad de Dani Aguilera. Era el aviso de lo que estaba por llegar. En el minuto 25 apareció Juanillo para estampar contra la red un balón rechazado por el arquero local, Brais (4-2).

Otra vez Juanillo, tres minutos más tarde, ponía patas arriba el partido (4-3) y sólo sesenta segundos más tarde, Mehdi silenciaba el pabellón con un zapatazo para lograr el empate (4-4). El partido estaba en el alero y los porteros se convertían en protagonistas hasta que el equipo azulón establecía el increíble 4-5 a tres minutos del final.

Un disparo al palo de Víctor Cachón pudo incluso aumentar la renta, pero a falta de cuatro segundos llegó la jugada polémica y muy protestada por los jugadores del Gran Canaria Fútbol Sala. Un penalti por mano visitante que convierte Christian para poner las tablas definitivas en un partido loco, loco, loco.

En cualquier caso, de nuevo el conjunto grancanario hizo un gran partido con una espectacular remontada para seguir sumando y mejorando sus prestaciones sobre la cancha. El próximo partido les enfrentará en el CID al Axa Hita Port Elche el próximo sábado, 3 de noviembre, a partir de las 19 horas.


Imagen: Dani Colorado tratando de sortear a Julio durante el partido. | Prensa © Gran Canaria Fútbol Sala